Colección de los Himalayas
y del interior de Asia

Scroll

La Colección de los Himalayas y Asia Interior, que es un elemento central de nuestra misión, se ocupa principalmente de los sutras budistas y los comentarios que los acompañan.

El corazón de esta extensa colección consta de versiones completas del canon budista tibetano, incluyendo el Kangyur, el Tengyur y el Sungbum.

SENTIDO

DE LUGAR

La naturaleza dramática de los paisajes de la región de los Himalayas sirve de espectacular fondo para el pensamiento conceptual, así como para la protección de un estilo de vida único.

Rodeada por las montañas más altas del mundo, la región del Himalaya ha gozado de un umbral cultural separado geográficamente de las otras poderosas culturas de Asia oriental y meridional. Esto ha permitido una mayor autonomía en el desarrollo de una rica y distinta tradición de práctica espiritual y el desarrollo literario que la acompaña. Como la nieve en la montaña, estas poderosas tradiciones siguen descendiendo y fluyendo hacia el mundo, influenciando a incontables participantes de múltiples culturas.

Nuestros socios en la preservación han localizado miles de volúmenes de estos tesoros culturales, que ahora están siendo digitalizados y catalogados para ser incorporados a nuestra biblioteca.

TRADICIONES DEL
CONOCIMIENTO

En el cruce de Asia, la región de los Himalayas alberga algunas de las tradiciones de sabiduría cultural más singulares.

La región de los Himalayas ha sido un lugar de práctica espiritual por milenios. Las principales religiones que se practican son el hinduismo, el budismo y el islam. Se originaron en regiones como Bután, Nepal, Ladakh, Sikkim, Lahaul, Spiti y, por supuesto, la vasta meseta tibetana.

Hasta ahora el principal objetivo de la Biblioteca del Legado Asiático ha sido el budismo tibetano, en particular la tradición Gelukpa. Nuestros socios de conservación han localizado tesoros excepcionales e incomparables que han sido traducidos para el mundo moderno.

CULTURA DE LIBRO

La cultura del libro de los Himalayas es única en cuanto a su precisión para plasmar los complicados conceptos espirituales de sus diversas tradiciones.

La cultura del libro de la vasta región de los Himalayas comprende mucho más que la documentación de las sociedades agrarias existentes en medio de las rutas comerciales situadas geográficamente en la cima del mundo. La región de los Himalayas acabó proporcionando a la humanidad una documentación sin precedentes de las enseñanzas de Buda.

La cultura del libro de esta región ha constituido un medio principal de educación, una fuente de tradición y autoridad, objetos estéticos finamente elaborados, un medio de cultura escrita budista y el símbolo mismo de la vida espiritual.

Hay una sorprendente interrelación de apoyo entre las entidades políticas y las organizaciones religiosas desde hace siglos a la cultura del libro en los Himalayas.

TRANSFORMACIÓN PERSONAL

La integración única de la vida secular y religiosa en la cúspide de las culturas de los Himalayas proporcionaron una oportunidad extraordinariamente rica para la reflexión personal.

La práctica espiritual en el los Himalayas, al igual que en muchas partes del mundo, ha pasado de las tradiciones chamánicas, donde el mundo natural desempeña un papel primordial en el proceso, a una de carácter más contemplativo. El análisis de la relación sujeto-objeto y el estudio de la interdependencia son ejemplos de esta última. Las distintas tradiciones del sistema budista tibetano—Kagyu, Nyingma, Sakya y Gelukpa— practican la misma filosofía budista de forma similar pero variada. La relación maestro-alumno es primordial en las cuatro tradiciones.

Durante milenios, ha existido una inconfundible región artística en todos los aspectos culturales de los Himalayas